Resultados de la búsqueda para: libro Mostrar/Ocultar Comentarios | Atajos de teclado

  • VIVA el 170531 Permalink |
    Etiquetas:   

    59 PRE-TEXTOS FORMALES PARA ESCRIBIR 

    1. Testimonio. Escribir un testimonio para que aparezca en la página de Testimonios.
    2. Cintas fúnebres para citas célebres. Recopilar citas de autores que te gustan y ponerles una cinta fúnebre (enterrarlas simbólicamente).
    3. Guión multimedia. Escribir un guión multimedia, aventura gráfica o juego para internet.
    4. Entrevista personal y capotiana. Escribir y/o contestar una entrevista personal o bien una entrevista capotiana. Ficticia o no. Poética o no.
    5. Literatura Rayuela. Como Cortázar en Rayuela pero también para géneros no narrativos. Aprovechar el hipertexto de internet.
    6. Cartas. Escribir una o varias cartas a un conocido o a una persona imaginaria.
    7. Sinopsis documental. Escribir una sinopsis para un documental.
    8. Guión cinematográfico. Escribir un guión de cine o la sinopsis para un corto, medio o largometraje.
    9. Haikus. Escribir uno o varios haikus. Tratar de escribir un libro de haikus.
    10. Greguerías. Escribir una o varias greguerías. Tratar de escribir un libro de greguerías.
    11. Poema dedicado. Escribir un poema dedicado a una persona especial cercana o admirada.
    12. Poema experiencial. Escribir un poema sobre una vivencia o experiencia especial.
    13. Poema sentimental. Escribir uno o varios poemas sobre los sentimientos propios.
    14. Poema olfativo. Escribir un poema basado en el sentido del olfato.
    15. Poema auditivo. Escribir un poema basado en el sentido del oído.
    16. Poema visual. Escribir un poema basado en el sentido de la vista.
    17. Poema táctil o sensual. Escribir un poema basado en el sentido del tacto.
    18. Poema gustativo. Escribir un poema basado en el sentido del gusto.
    19. Canción pop o folk. Escribir una o varias canciones folk o pop.
    20. Poema satírico. Escribir uno o varios poemas satíricos.
    21. Poema de amor. Escribir un poema de amor.
    22. Poema erótico. Escribir un poema erótico.
    23. Reseña o crítica de un libro. Escribir una o varias reseñas o críticas de libros leídos recientemente.
    24. Monólogo cómico. Escribir un monólogo para “el club de la comedia”.
    25. Relato humorístico. Escribir un historia humorística de tres formas diferentes: narración, guión literario y teatro.
    26. Relato erótico. Escribir un relato erótico desde mi punto de vista y paralelamente desde el punto de vista del amante. Rozar los límites del erotismo y las perversiones reales o imaginarias.
    27. Relato de aventuras. Escribir un relato de aventuras mitológico y otro de aventuras reales y cotidianas. Escribir otro en el que ambas se mezclen.
    28. Relato de terror. Escribir un relato de terror desde un punto de vista científico, religioso, infantil, supersticioso y amoral o ilegal.
    29. Relato policial. Escribir un relato policial paralelo: desde el punto de vista de los “buenos”, desde el de los “malos” y desde un punto de vista ajeno.
    30. Relato fantástico. Escribir tres relatos fantásticos, uno situado en el pasado, otro en el presente y otro en el futuro.
    31. Autobiografías alternativas. Escribir varias autobiografías alternativas situadas en el futuro.
    32. Autobiografía. Escribir una autobiografía con diferentes extensiones: muy breve, breve, media, larga, muy larga.
    33. Biografía real e imaginaria. Escribir una biografía de una persona real y otra de un personaje imaginario.
    34. Cuento dos veces. Escribir el mismo cuento en dos versiones: para un público infantil y adulto.
    35. Relatos paralelos. Escribir un mismo relato con dos tramas paralelas.
    36. La novela imaginaria. Escribir una reseña sobre una novela imaginaria.
    37. La novela que me gusta. Describir una novela que te gustaría leer.
    38. Metáforas y no metáforas. Describir alguna situación, cosa o personaje sin metáforas. Hacer lo mismo con metáforas.
    39. Listas ampliables. Hacer listas ampliables de personajes, situaciones, estilos literarios diferentes a probar, títulos que te gustan, tramas, géneros literarios…
    40. Corriente de conciencia ajena. Escribir lo que creas que le viene a la mente a seis o siete personas totalmente diferentes en una misma situación.
    41. Corriente de conciencia interna. Escribir automáticamente lo que te venga a la mente. Probar en situaciones diferentes.
    42. Describir personajes. Describir seis personajes relacionados. Dedicarle a cada uno más tiempo y palabras. Empezar primero por los más importantes y luego por los menos importantes, o viceversa.
    43. Escribir un relato solo con diálogos. Empezar con un mínimo dos personajes. Ir aumentando los personajes hasta seis o siete.
    44. El relato viajero. Escribir un relato que se desarrolle en un sitio. Escribir el mismo relato desarrollándolo en seis lugares diferentes.
    45. Conversaciones callejeras. Escuchar conversaciones de la vida real. Anotarlas. Ficcionarlas.
    46. Escribir un relato caracol. Escribir un relato cada vez más grande, ampliándolo. Hacer seis iteraciones sobre el mismo, dedicando cada vez más tiempo.
    47. Escribir un relato cada vez más angosto. Escribir seis veces el mismo relato. Cada vez con menos palabras y en menos tiempo. Elegir sólo uno de ellos.
    48. Escribir desde un punto de vista extraño. Un Extraterrestre, Un Objeto, Un Turista, …
    49. Escribir desde el punto de vista del antagonista.
    50. Escribir desde el punto de vista del protagonista.
    51. Escribir desde el punto de vista de un narrador.
    52. Literatura coral. Escribir un texto con otras personas. Pueden ser dos o más personas las que participen. Se puede emplear con cualquier género.
    53. Aleatoria escritura. Escoger doce palabras al azar y escribir algo utilizándolas todas.
    54. La noticia. Escoger una noticia y reescribirla de forma que merezca la pena leerla.
    55. La foto. Escoger una foto y escribir sobre ella.
    56. Interrogar y torturar una idea hasta que “Cante”. Al estilo Al Capone…
    57. Buscar más formas y temas para escribir. Elegir 1 tema de cada 10.
    58. Relato breve. Escribir un relato breve. Ya mismo, ahora, sin más dilación.
    59. Sáltate todas las formas!

    Y AHORA, AÑADE EL TUYO…

     
  • VIVA el 170527 Permalink |  

    MORFEO 

    Hoy he visitado dos casas inhabitables y sus almas vacías. LAS CASAS Y LAS ALMAS.

    La primera es una casa con planta en forma de L que tiene una salida a calles diferentes en cada uno de sus extremos. La casa tiene innumerables habitaciones y pasillos que forman un laberinto difícil de recordar. Hay estancias secas y oscuras pero también las hay húmedas y luminosas, con patios interiores soleados o lluviosos. Sus dos fachadas son viejas y resquebrajadizas. Una de ellas da al campo y se sale por un rústico y viejo portón de madera. La otra fachada da a una calle de ciudad de provincias y su puerta es de madera o hierro, según los días, aunque es de una apariencia mediocre. Es incómodo vivir en ella porque está casi vacía de muebles, desconchada y polvorienta. Tan solo una pequeña parte se usa. El resto es visitada ocasionalmente por dos de los tres moradores: padre, madre e hija. Únicamente la niña recorre con frecuencia los lugares más alejados e inhóspitos y conoce todos sus rincones y laberintos. El padre solo se atreve a recorrerla con su hija por miedo a perderse, aunque se siente atraído por sus enormes posibilidades y le agradan especialmente esos abandonados jardines y patios con galerías acristaladas a los que llega la luz y las nubes. La madre no sale nunca de los dos o tres cuartos principales que dan a la ciudad.

    La segunda casa es redonda y alta, con forma de cúpula y una indescriptible arquitectura de estancias interiores. La cúpula está recubierta por una única y continua estantería de libros imposibles de alcanzar ni leer. Nada tiene una función concreta en este alojamiento: se puede dormir, cocinar o bailar, de forma indiferente, en cualquiera de sus múltiple rincones. Aunque hay muros, vigas y escaleras… la separación entre espacios nunca es total ni resulta evidente. A veces se tiene la sensación de que los elementos arquitectónicos cambian a capricho y con desasosiego para algunos de sus habitantes y visitantes. Otros, en cambio, parecen acostumbrados a los cambiantes designios de la mansión. No se sabe si los vanos exteriores son puertas o ventanas. Por cualquiera de ellos se puede entrar y salir. Incontables personas, cada cual más extraña, entran y salen continuamente. Hay gente que vive allí siempre, en su recodo imposible y otros que entran tan solo a curiosear y marcharse. Se cuentan por centenas los cachivaches inútiles que la adornan y a los que los habitantes intentamos encontrar una utilidad para satisfacer una perentoria necesidad del momento: freír un huevo frito con un disco; oler las noticias en un tintero; escuchar música con unas gafas sin cristales; fabricarnos un reloj digital con una caja de cuchillas de afeitar o un smartphone con lo que parecen las pastillas de freno de un coche.

     
  • VIVA el 170517 Permalink |  

    EL INTELECTUAL DEL GRUPO 

    Recuerdo a mi abuelo Vicente sentado en una mesa y haciendo algo extraordinario en aquel mundo tan rural, tan brutal y cavernícola. Tenía puestas unas gafas, pequeñas y redondas, que yo aún conservo, y estaba leyendo y escribiendo sobre unos libros. Me pareció increíble. Desde entonces considero a mi abuelo como alguien mágico, extraordinario, el más respetable intelectual de toda mi familia y de todo el pueblo. Un ser que escapaba a cualquier parámetro de aquel entorno campesino y zafio. Mi admiración por él sigue siendo hoy de veneración y respeto absoluto. Y además mi madre siempre decía que yo era el heredero de su carácter, un carácter como el de las gaseosas, aparentemente explosivo al principio, que al abrirlas parecen que van a explotar pero luego se quedan en nada, dulces y buenas. Ese presagio de mi madre, evidentemente, se acabó cumpliendo en los dos sentidos contrarios.

     
  • VIVA el 170517 Permalink |  

    LIBROS QUE ME REGALÓ MI ABUELA 

     
  • VIVA el 160428 Permalink |  

    PANDEMONIA 

    La biblioteca de Babel de Borges tenía un número casi infinito de libros, de los cuales sólo merecía la pena leer 26.

     
  • VIVA el 160428 Permalink |  

    VIVA 

    Leer 50 buenos libros es mejor que tener 50 golpes de suerte.

     
  • VIVA el 160202 Permalink |  

    A Manuel Moreno—la mitad quijotesca de mi sancho—… 

    A Manuel Moreno—la mitad quijotesca de mi sancho— por su ARMONÍA Y ESTRAGO publicado en Editorial Renacimiento (Sevilla, 2015)

    I

    Bien jóvenes descubrimos
    el ESTRAGO, la infamia,
    la piedra de Sol envenenada,
    el cáliz de heces, desalmado,
    la mosca en las heridas,
    la inútil oración de los vencidos…

    Tan sólo nos quedaba la palabra…

    Y escribimos con lágrimas de sangre
    un salmo de cristal y meteoros,
    el acerado himno de las sombras,
    la descarnada balada del amor,
    la invencible oda de sol
    de la ARMONÍA.

    II

    Nuestras máscaras son un espejo: lo que hay dentro hoy, estuvo fuera ayer; y ayer estaba dentro, lo que hoy sale hacia afuera. El tuétano de cada uno, son las almas de los demás que pasan por el prisma de nuestra apariencia. Cada poeta es esencia de sus poetas, o dicho de otra forma, la sombra chinesca de sus huesos. La cicatriz del presente es dolor y goce infringido que nos devolvemos, multiplicado o dividido, por nuestras especulares máscaras. Así, sembramos cada día, mutuamente y en soledad, el verso robado de nuestra panegírica elegía.

    Salud, hermano.

     
    • Manuel Moreno el 160202 Permalink | Inicia sesión para responder

      Hermano, gracias emocionadas, ya me hubiera gustado a mí ser el autor de unos cuantos de los versos que escribes en mi semblanza poética. Tan solo nos quedaba la palabra, pero ahora nos queda la amistad. Abrazo interminable.

      • Ahasvero el 160202 Permalink | Inicia sesión para responder

        De nada, hermano. Pero no es cierto que no sean tuyos los versos, yo sólo he reflejado -incluso copiado- los versos de tu libro para esa semblanza. Sólo son una sombra chinesca de tus huesos en ARMONÍA Y ESTRAGO, como ya he dicho antes. Infinitos abrazos.

  • Javier CH el 160116 Permalink |  

    No entiendo por qué la gente me mira… 

    No entiendo por qué la gente me mira mal cuando sugiero poner los libros de religión y política en la sección de ciencia ficción.
    Y además, colocaría “Un Mundo Feliz”, “1984”, “Fahrenheit 451” e “Idiocracia” en “Futura no-ficción”.
    (Sí, ya sé que “Idiocracia” es una película, pero sería en plan excepción)

     
  • Roke el 150928 Permalink |  

    ROKE 

    No soy un tema incompleto, soy solo letras, la costumbre de escribir en una hoja vacía, por momentos me vuelvo poesía que te trata con dulzura. Pero muchas veces soy suspenso que está envuelto en miles de mentiras, y si en mí buscas, evoluciono, convirtiéndome en un libro que encierra en sus páginas muchos cuentos basados en vivencias o en apuros, que con fe guarda la verdad de mis frecuentes sueños o simplemente el desenlace de mi vida.

    En la lectura de mis paginas no solo encontraras la historia de mis días, sino un compendio de actitudes y sinceramiento que no tiene una medida, que en verdades y mentiras se conoce como el sueño de no tener un final.

    Al leer encontraras paginas descuidadas y exiguas que a través del tiempo fueron desertadas y representan los desastres que genere en mi vida, solo fallos, el desatino sin virtudes sin protestas y sin razones, son paginas sin un sentido, son solo rebeldía, de aquellos días donde no supe escribir de manera consiente y vivía de mentiras, de un engaño o apariencias que con el tiempo se extinguían .

    Pero en el libro de mi vida encontraras tanto llantos como sonrisas, páginas duras oscuras de odio y rencores que muchas veces terminan en solo el sueño de una noche o un día, principios y finales, y si gustas una razón para adorar el creer en ti como si de eso dependiera el amor y el respeto que te mereces.

    Al final podrías encontrar muchas hojas de esas que no se leen con alegría, pero a la vez encontraras las de borde dorado las que con humildad guían el comienzo y el final de una etapa, de un proceso que madura de a pocos.
    Aun no resuelven nada pero sostienen mis verdades como cada quien sostiene su verdad, y para todos los que leen estas hojas no hay premura en decirles que son las que más perduran, en ellas mi conciencia se regocija en que si bien no soy un modelo de virtud, por lo menos ya no vivo de mentiras.

    Llévate este libro, lee un poco de mí, olvida esas páginas duras y oscuras y desglosa las doradas, las que dedican mi vida a querer y amar a los demás por lo que son y significan.

    Este libro no termina, no tiene fin, ya que son ustedes los que escriben para mí cada día y enumeran las páginas en ciclos dándole sentido a mi vida.

    Y por eso a todos los que leen MUCHAS GRACIAS POR ESTAR ALLÍ

    Cristopher Marín Alfaro R

     
  • VIVA el 150620 Permalink |  

    NEFASTISSIMUS 

    Ayer oí que el cosmos es una fuerza sin razón y el hombre es una razón sin fuerza. Y si los combinas pueden ser Dios. Según esto la creación fue una partición de Dios en dos sinsentidos para que vuelvan a tener sentido (optimista) o convertirse en un sinsentido sin fuerza (pesimista). ¿Qué opináis?

     
    • santimog el 150620 Permalink | Inicia sesión para responder

      O sea que estan en constante tensión por dos fuerzas opuestas. Opino que si algo se llama dios (aparte del sentido religioso) es uno mismo en su prooio equlibrio y conciencia. Saludos.

    • Céspedes Poveda el 150620 Permalink | Inicia sesión para responder

      Creo que el humano emplea toda su fuerza en encontrar su razón.

    • Juanma Bollingen Tower el 150620 Permalink | Inicia sesión para responder

      Hola!. Opino que el hombre es cosmos, no subproducto. Con lo cual ya está todo combinado by default … :)

    • furien2001 el 150620 Permalink | Inicia sesión para responder

      Hombre, a mi me parece que todo es relativo. El cosmos es una fuerza que, de minúsculos que somos, nos ignora y mantiene un equilibro que, a mi modo de entender, nos supera.
      El hombre… La verdad es que no sé qué razones pueden justificar la necesidad de su existencia.

    • cipepote el 150622 Permalink | Inicia sesión para responder

      Creernos comparables al cosmos sólo es otra muestra de nuestro egocentrismo. Cuántas veces nos hemos creído el centro del universo y cuántas veces hemos estado equivocados.

c
Crea una nueva entrada
j
Siguiente entrada / Siguiente comentario
k
anterior entrada/anterior comentario
r
Responder
e
Editar
o
mostrar/ocultar comentarios
t
ir al encabezado
l
ir a iniciar sesión
h
mostrar/ocultar ayuda
shift + esc
Cancelar