Espías de la parca

Los espejos son los mejores espías de la muerte… son fríos, calculan bien las distancias y siempre están del otro lado del telón de acero.